El hombre que gana entre 100 y 300 dolares por sentarse en coches