Así de complicada es la vida para las marcas de automóviles en estos tiempos de crisis, y más aún para una marca que basa su negocio exclusivamente en los todocaminos, el segmento más damnificado sin duda por esta crisis financiera.

Malos tiempos para el sector y malos tiempos para la marca coreana, el fabricante que en los años 80 pasó de construir camiones y vehículos de gran tonelaje para introducirse en el sector de los utilitarios y los todocaminos, estos últimos bastante populares en Europa, aunque con la lacra de sus diseños “difíciles de ver”.

Hoy se confirma que el fabricante más pequeño de Corea del Sur se declara en suspensión de pagos [diariomotor.com], es decir, no puede pagar a sus empleados ni a sus proveedores, por lo tanto de ahí a la bancarrota existe una delgada linea [motorpasion.com], es el momento por tanto de recuperar la viabilidad de la empresa y evitar la temida quiebra.

No podemos asegurar como va a terminar la situación ni como afectara esto a la llegada a los mercados de su interesante propuesta recien presentada, el compacto Ssang Yong C200.

ACTUALIZADO (27/enero/2009): Tal y como ha anunciado la marca surcoreana en una nota de prensa y nos ha señalado Borja Hormigos en los comentarios, los clientes de Ssang Yong pueden estar tranquilos y con la seguridad de que la atención en la venta y en postventa (reparaciones, revisiones, repuestos y garantía) está garantizada en los 70 concesionarios y 80 puntos de atención de que dispone la marca en España, ya que disponen de stock suficiente para abastecer a todos sus clientes.

En cuanto a la “salud” de la compañía, el pasado 9 de enero Ssang Yong presentó al gobierno de Corea del Sur una solicitud de Concurso de Acreedores, que para explicarlo de forma muy resumida consiste en una ayuda del Estado que congela el pago de las deudas y permite realizar un plan de reestructuración para hacer viable la empresa.

Este Concurso de Acreedores permitirá entre otras cosas cambios accionariales que den entrada a nuevos socios y a otros fabricantes de automóviles que ya han mostrado su interés en Ssang Yong.

Fuente: Ssang Yong

Comparte este artículo en otras redes sociales:
  • Meneame
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Digg
  • del.icio.us
  • BarraPunto
  • BlinkList
  • blogmarks
  • email
  • Live
  • Slashdot
  • StumbleUpon
  • Wikio
  • Bitacoras.com
  • MySpace
  • RSS
  • Technorati
  • Twitter
Si te gustó Historias del Motor subscríbete al Feed RSS.
También puedes seguirnos en Twitter.


  1. Borja (Responder) comentario publicado hace 7 años y 10 meses

    LOS CLIENTES DE SSANGYONG PUEDEN ESTAR TRANQUILOS

    Las diferentes noticias aparecidas en los medios hacen necesaria una serie de aclaraciones sobre la situación real de SsangYong en nuestro país.
    SsangYong España, S.A. cuenta con un stock de recambios y accesorios suficiente para abastecer a todos sus clientes hasta que el fabricante resuelva su situación. La red de concesionarios de SsangYong es muy fuerte y tiene presencia en toda España, un total de 70 concesionarios y más de 80 puntos de asistencia garantizan la atención, tanto en venta como en postventa, a todos sus clientes.
    SsangYong en Corea está pasando por unos momentos de tensión debido al descenso de las ventas, la falta de liquidez y la necesidad de ajustar la masa laboral, por todo ello necesita un plan de reestructuración general. Ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo entre los accionistas y los trabajadores, los gestores de la sociedad decidieron, el pasado 9 de enero, presentar una solicitud de Concurso de acreedores.
    El Concurso de acreedores en Corea se ajusta al Capitulo 11 de la legislación Norteamericana, diferente de la que tenemos en España. La Compañía solicita ayuda al Estado, a través de un juez, quien congela el pago de las deudas y al mismo tiempo nombra un interventor externo que tiene las funciones de Consejero Delegado, cuyo objetivo principal es realizar un plan de reestructuración que haga viable la empresa.
    Los plazos son muy rápidos; en un periodo máximo de 1 mes se hace un estudio pormenorizado de la compañía, y se toma la decisión de si se nombra el interventor y se realiza el plan de reestructuración, que en el caso de SsangYong está prácticamente garantizado, debido al potencial que tiene la marca así como al impacto que puede tener en la economía coreana. Después el plan tiene que estar realizado en unos 3 meses más, durante este tiempo es muy probable que se realicen los recortes de personal, pero ya con la colaboración del gobierno.
    Acabado el plan de reestructuración se devuelve la compañía a los dueños con unos muy probables cambios accionariales que dan entrada a los acreedores en alguna medida y a posibles nuevos socios. Hay varias empresas interesadas en entrar en SsangYong, entre ellas fabricantes de automóviles de diferentes nacionalidades. Estos accionistas deben aportar las condiciones que aseguren el funcionamiento estable de la Compañía promulgada por el juez.
    Compañías como KIA en 1998, Daewoo Motor en el 2000, Delphi en 2005 o Delta Airlines se han acogido a ese modelo de Concurso de acreedores o Capítulo 11, como todo el mundo sabe, todas ellas superaron con éxito ese período, y con total seguridad SsangYong también lo hará.

  2. julian (Responder) comentario publicado hace 6 años y 10 meses

    Me parece muy bien que SsangYong pueda recuperarse por esa via económica, pero no estoy de acuerdo con lo de que haya suficientes repuestos para sus actuales clientes en España. Que se lo diga a una buena amiga que dejó su automóvil en un taller/concesionario de Olias del Rey (Toledo) el 6 de noviembre de 2009 y hasta el dia de hoy no está reparado porque un repuesto no llega desde Corea. Y lo mejor es que ante sus insistentes reclamaciones a SsangYong España, no ha obtenido ninguna respuesta, ni tan siquiera una disculpa telefónica. El caso es que se encuentra si automóvil, ya más de 2 meses y no le ofrecen ninguna solución. Y se trata de una averia en el grupo trasero, pero lo curioso es que en los dos años de vida ya sufrió otra averia en grupo delantero. Este coche nació malito ya de fábrica. Pero no quieren cambiarselo o ofrecerle uno de sustitución, por ejemplo. ¿que se puede hacer ante esto?
    Esto lo digo por si alguien tiene la suficiente autoridad para hacer algo al respecto. GRACIAS



Get Adobe Flash playerPlugin by wpburn.com wordpress themes